bo.haerentanimo.net
Nuevas recetas

Cómo organizar tu cocina para una alimentación saludable

Cómo organizar tu cocina para una alimentación saludable


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.


Una de las mejores decisiones que puede tomar para su salud es comenzar a establecer pequeñas metas alcanzables. Cambiar completamente su forma de comer puede parecer abrumador, así que pruebe un enfoque de “escalera de mano”: concéntrese en un pequeño cambio hasta que se convierta en parte de su rutina diaria, luego agregue otro y otro.

Sin embargo, emprender hábitos más saludables requiere un poco de planificación. Afortunadamente, tengo algunos trucos y consejos personales que me facilitan la vida y me permiten (¡la mayoría de las veces!) Tomar las decisiones correctas.

Surtir

Mantenga su cocina equipada con todos los elementos esenciales que usted y / o su familia necesitan. Si se ha quedado sin productos frescos, al menos podrá preparar una comida decente con productos secos y enlatados, en lugar de caer en la trampa de la comida para llevar. Lo que vale la pena tener en todo momento son frijoles, pasta integral, leche de coco, pastas de curry, arroz y harinas integrales, salsa de tomate de calidad y mantequillas de nueces. También me gusta conservar muchos granos básicos, como quinua, trigo sarraceno, avena, mijo y cebada.

Las nueces y las semillas son una gran fuente natural de vitaminas, minerales, proteínas, grasas y fibra, y la mayoría de nosotros no comemos lo suficiente. Sin embargo, manténgase alejado de las versiones fritas y previamente saladas; cuando compre nueces, intente obtenerlas crudas y sin procesar. Me resulta práctico y más fácil para mi bolsillo comprar al por mayor ciertos productos, como nueces y semillas, ya que resulta más barato a largo plazo de esa manera. Guárdelos en frascos en la cocina, listos para espolvorear sobre sopas, ensaladas, cereales, batidos o platos, y también son fantásticos bocadillos para llevar.

Mientras lo hace, cuando se trata de harinas, granos y pastas, cambie las cosas blancas y refinadas por granos integrales, que están llenos de fibra. Pequeños cambios como estos pueden tener un gran impacto.

Mantente fresco (cuando sea posible)

Mantenga las frutas cerca de donde es más probable que caiga en bocadillos poco saludables. Sí, en lugar de guardar tazones de dulces, galletas o patatas fritas en la casa, llene sus tazones con naranjas, clementinas, manzanas, peras, plátanos y frutas que sean bonitas, sabrosas y saludables. Colóquelos frente a la televisión, en la encimera de la cocina y en el medio de la mesa del comedor o del espacio de su oficina. A menudo ocurre que comemos bocadillos y no porque tengamos hambre, sino porque estamos aburridos o sedientos. Siga leyendo para obtener consejos sobre cómo mantener a raya el hambre manteniéndose hidratado.

Compre frutas y verduras de temporada y localmente. Al final, es más barato, y lo que no pueda comer, puede congelarlo en porciones y guardarlo para batidos, mermeladas o postres.

Prepárate con anticipación

Voy al mercado una vez a la semana y luego paso treinta minutos preparando previamente mis verduras y frutas para que sean fáciles de acceder y cocinar durante la semana. Esto significa lavar y secar ensaladas y luego mezclarlas en bolsas selladas que van al refrigerador. Las zanahorias se pueden pelar y mantener frescas durante un par de días en un recipiente de agua (cualquier cosa lo suficientemente grande para mantener las zanahorias sumergidas en agua servirá) para crujientes rápidos y fáciles. Los puerros se pueden limpiar, lavar, picar y embolsar, listos para usar, al igual que el brócoli, la col rizada y una variedad de otras verduras. ¡Estos pequeños trucos me ahorran tiempo y me permiten cocinar una comida desde cero mucho más rápido durante una semana completa!

Congelarlo

Seamos realistas: la mayoría de nosotros llevamos vidas agitadas y, por mucho que queramos, comer buena comida todo el tiempo puede ser difícil. Aquí es donde el congelador puede marcar la diferencia: cocinar a granel, en porciones y congelar. Cuando tengo un "día de cocina" particularmente bueno y tengo tiempo, cocino a granel ciertos platos que sé que a mi familia le encantan, como esta receta de salsa de tomate súper saludable, un delicioso pastel de verduras o los favoritos de la familia como este clásico. Salsa boloñesa. De esta manera, me mantengo alejado de cualquier material desagradable preempaquetado y tengo una solución rápida y fácil cuando la necesito desesperadamente.

¡Asegúrese de leer sobre cómo aprovechar al máximo su congelador!

Mantenlo todo visible

Mantenga los alimentos saludables accesibles y visuales, tanto dentro como fuera del refrigerador. Las nueces, las semillas, el arroz y las harinas integrales, los frutos secos, las pastas de frijoles y los pestos se pueden almacenar en recipientes que los mantengan visibles, y la lista continúa. Esta también es una excelente manera de reutilizar frascos de vidrio y, si tiene niños, puede hacer un proyecto de etiquetar todo de manera creativa con ellos.

Mantenga su refrigerador en orden agrupando los ingredientes por separado en secciones que sean visibles. De esta manera puede realizar un seguimiento de lo que tiene. Use un estante para cada grupo de alimentos: lácteos, carnes, verduras y frutas. Si va a almacenar alimentos frescos en bolsas, asegúrese de usar el tipo transparente con cierre de cremallera.

Desorden

El desorden es una de las mayores causas de estrés en nuestras vidas. Cuando desordenamos nuestras vidas física y mentalmente, agotamos nuestra energía. Si realmente queremos vivir una vida saludable, primero debemos ordenarlo.

Empiece por limpiar los utensilios y el equipo de cocina. Hace muy poco evalué qué equipo usaba a diario y me deshice del resto, ¡incluido mi microondas y mi máquina para hacer pan! Acumular electrodomésticos y equipos que nunca se usan ocupa mucho espacio, y llené mi nuevo espacio con un exprimidor y una licuadora, dos cosas que me permiten y me recuerdan tomar mejores decisiones y, como resultado, se usan con frecuencia.

También encuentro que tengo dos o tres de todo. Elija el utensilio de mejor calidad y regale el resto; si es posible, llévelo todo a una venta de maleteros y deje que su basura sea el tesoro de otra persona.

Comience sus hábitos más saludables con borrón y cuenta nueva. Pero tenga en cuenta que el desorden es muy obstinado. Vuelve a nuestras vidas muy fácilmente, al igual que los viejos hábitos.

Aguas aromatizadas por todas partes

Probablemente hayas oído hablar de los efectos de beber bebidas azucaradas, pero es posible que no conozcas algunos de los beneficios de beber más agua.

Yo, como muchos, no soy un gran bebedor de agua corriente. Por lo tanto, lo aromatizo con frutas, hierbas de cosecha propia y, a veces, especias como ramas de canela, clavo y cardamomo. Esto puede hacer grandes cosas para la digestión y la salud en general. Las hierbas y especias se han utilizado desde la antigüedad por sus propiedades medicinales, en su mayoría concentradas en tés y tinturas, y más recientemente, se está reconociendo su valor como ingredientes de comidas saludables.

Guardo mis aguas aromatizadas en la nevera, para que estén bien frías y listas para consumir.

Aquí está Danielle Hayley con sus consejos para un agua saludable con infusión de frutas:

Independientemente de su estilo de vida, cultivar hábitos saludables implica un poco de trabajo y planificación. La buena noticia es que cuanto más esfuerzo ponga en su preparación, más probabilidades tendrá de tener éxito. ¿Cuáles son sus mejores consejos saludables? ¡Compártelos a continuación!

Para obtener más ayuda para convertirse en lo mejor que puede ser, únase a nuestro Más saludable, más feliz comunidad y solicite su copia de Jamie's Súper comida todos los días!


12 proyectos de cocina de bricolaje para limpiar sus hábitos alimenticios

Desarrollar hábitos alimenticios saludables (y mantenerlos) puede ser difícil. Es fácil cocinar comidas nutritivas durante una semana o dos, pero un día estresante puede desviarlo de su juego. Afortunadamente, hay muchos trucos simples que pueden hacer que una vida más saludable sea mucho más fácil.

Sí, Pinterest es un recurso útil para encontrar recetas saludables e inspiración para hacer ejercicio, pero también está lleno de excelentes ideas para la organización de la cocina y la planificación de las comidas, dos claves para mejorar tu dieta. Con un viaje rápido a la tienda para comprar algunos suministros, cualquiera de estos 12 proyectos es fácil de abordar en poco tiempo.

12 ideas de cambio de imagen de cocina de bricolaje para hábitos alimenticios más saludables

1. Refrigerios antes de la ración.

Darse un gusto excesivo a los bocadillos es una de las formas más fáciles de dejar de lado accidentalmente una dieta saludable. Muerde sin pensar en una bolsa abierta de nueces o palomitas de maíz, y ¡bum! ¡Ahí va la asignación de calorías de hoy! Elimine los atracones empacando porciones individuales tan pronto como lleve esos bocadillos favoritos a casa de la tienda. Las bolsas de plástico para sándwich funcionan bien, pero invertir en algunos contenedores pequeños reutilizables eliminará el desperdicio (y evitará que los productos más delicados se aplasten durante el transporte).

2. Guarde los alimentos saludables al frente y al centro de la despensa.

Los estudios demuestran que mantener los bocadillos poco saludables fuera de la vista puede disminuir nuestra probabilidad de disfrutar. Colocar alimentos saludables al frente y al centro hace que sea conveniente tomarlos, y los contenedores de almacenamiento de la oficina son la herramienta perfecta para ayudar a organizar sus comidas. Guarde esos paquetes de bocadillos, barras o frutas en porciones al nivel de los ojos en su despensa, y tome uno o dos para el día para tenerlos a mano antes de salir a la carretera.

3. Llene el refrigerador con un contenedor de refrigerios inteligente.

Mantenga las opciones llenas de proteínas como huevos duros, porciones individuales de hummus o tazas de yogur griego fácilmente accesibles en el refrigerador con un recipiente para refrigerios específico. Tener esos bocados nutritivos listos para llevar lo hace más propenso a comer bocadillos inteligentes, en lugar de buscar ese cupcake o salsa de queso sobrante (¡manténgalos escondidos!).

4. Pegue con cinta adhesiva las etiquetas de información nutricional a los recipientes de alimentos.

Los recipientes de plástico transparente reutilizables mantienen los alimentos básicos de la despensa frescos y organizados. Para aquellos artículos que siempre tiene a mano (copos de avena, arroz, pasta, etc.), invierta en recipientes de plástico resistentes con boquillas fáciles de verter. Pero no se detenga ahí: antes de tirar el empaque original, corte las etiquetas de nutrición e instrucciones y péguelas con cinta adhesiva en los envases. Tener esta información a mano facilita el seguimiento de las calorías y el control de las porciones.

5. Empaque previamente las comidas en crockpot para cenas sin complicaciones.

En las noches agitadas de la semana, cocinar algo saludable para la cena puede ser difícil de priorizar. Pero si tiene 30 minutos adicionales en su día libre, es posible preparar comidas saludables en crockpot para una semana (y ahorrarse noches estresantes más tarde). Empaque los ingredientes de cada comida en una bolsa para congelador, etiquétela con el nombre de la receta y las instrucciones de cocción y guárdela. Todas las mañanas, elija la comida que prefiera y configure la olla de cocción lenta antes de salir de casa. Para cuando llegue a casa, habrá una cena caliente (y nutritiva) esperándolo.

6. Prepare paquetes de batidos para desayunos fáciles para llevar.

Los batidos son una opción conveniente para el desayuno rico en nutrientes, especialmente cuando se comen para llevar. En lugar de sacar todas las bolsas de fruta congelada cada mañana, reparta los ingredientes en bolsitas de plástico individuales una vez a la semana y tenga sus mezclas para batidos listas para usar. ¡Todo lo que tendrá que hacer es agregar líquido y mezclar! (Consejo profesional: agregue una cucharada de proteína en polvo para obtener aún más energía por la mañana).

7. Haga su propia Lazy Susan para organizar las especias.

Dos moldes para pasteles y una bolsa de canicas es todo lo que necesita para comenzar este proyecto. DIY Lazy Susans es una manera fácil de organizar artículos más pequeños de la despensa o del refrigerador, como especias o condimentos. Mantendrán todo en un solo lugar y podrás acceder a lo que necesites con un simple giro. La ventaja saludable: agregar hierbas o condimentos bajos en calorías (piense en mostazas y vinagres) aporta un montón de sabor a los platos sin aumentar la cantidad de sal, grasas o calorías.

8. Cree una guía de conversión directamente en su gabinete.

Tener en cuenta el tamaño de la porción es esencial para mantener cualquier objetivo de salud o estado físico. Pero a veces, esas medidas pueden ser francamente confusas. ¿Una solución sencilla? Convierta el interior de un gabinete de cocina en una mesa de conversión de medidas y un centro de almacenamiento. Las calcomanías de vinilo funcionan bien para una apariencia súper limpia, pero una mano firme y un pincel (o marcador) funcionarían igual de bien para algo un poco más permanente. ¡Nunca más tendrás que rebuscar en los cajones para encontrar la medida de un cuarto de taza!

9. Planifique sus comidas para que todos las vean.

Planificar sus comidas semanales con anticipación es una manera fácil de mantener bajo control los objetivos de nutrición y reducir el estrés de "qué hay para cenar esta noche". Una pizarra de tiza o corcho ubicada en el centro es la manera perfecta de mantener su plan de comidas fácilmente accesible. ¿La clave aquí? Asegúrese de que sea fácil cambiar las tarjetas de comidas para no sentirse perdido si los planes terminan cambiando.

10. Organice los ingredientes por días de la semana.

¿No tienes días libres? Sentimos tu dolor. Hacer las compras y crear un plan de comidas son solo dos partes de la creación de una máquina de cocina bien engrasada; la organización también es muy importante. Para mantener sus planes encaminados y evitar indulgencias accidentales, intente almacenar los ingredientes para las comidas de cada día en sus propios recipientes. De esta manera, nunca llegarás a la cena del jueves y pensarás "¡Oye, qué pasó con el queso rallado!" Además, nunca más tendrás que rebuscar en el frigorífico en busca de ingredientes, ni olvidar añadirlos a la comida.

11. Vuelva a enfocar su congelador.

Es fácil que las cajas de hielo se conviertan en profundos y oscuros agujeros negros llenos de quién sabe qué, quién sabe cuántos años. Mantenga sus golosinas congeladas frescas y fácilmente accesibles organizando todo en contenedores accesibles bien etiquetados. Dependiendo del modelo y tamaño de su congelador, los contenedores que elija variarán. Sugerimos tomar algunas medidas y dibujar un boceto rápido del espacio que tiene antes de dirigirse a la tienda (¡con esa cinta métrica!) Para buscar opciones que funcionen para su cocina.

12. Utilice un estante de CD para organizar el contenedor de manera sólida.

Descuide el cajón del contenedor de sobras durante demasiado tiempo, y puede convertirse en una zona de guerra. Con todas las diferentes formas y tamaños, es imposible mantener todo organizado y fácil de encontrar. Es decir, ¡hasta este truco! Un estante para CD es ideal para organizar todas esas tapas de contenedores de plástico para que sean fáciles de agarrar. Mantenga los contenedores apilados por forma y tamaño cerca y estará empacando las sobras en poco tiempo.


Artículos Relacionados

Según las estadísticas del Día Mundial de la Alimentación, alrededor del 30-40% de los alimentos que compramos para nuestro hogar se desperdician. Lo tiramos a la papelera porque caducó, se dejó pudrir en el refrigerador o como resultado de demasiadas sobras sin comer. Creo un poco en esto porque siento que desperdicio mucho más de lo que debería. Tengo pollos, cerdos y patos para alimentar cualquier sobra para que apacigüe algo de la culpa. Pero me frustro conmigo mismo cuando no planifico mis comidas correctamente y termino desperdiciando comida y dinero.

Tenemos una despensa relativamente pequeña para nuestra familia de 6. Tampoco es algo que planee cambiar. Una despensa más pequeña significa que puedo ver todo lo que hay dentro sin tener que mover cosas a un lado. No soy particularmente diligente cuando se trata de planificar las comidas a largo plazo. Si me excedo en artículos de despensa, termino desperdiciando o comprando más de lo que necesito solo porque hay algo en oferta. Intentar usar hasta 14 botellas de salsa para pasta requiere mucha imaginación.

Tiendo a comprar comestibles semanalmente porque una gran parte de nuestra comida es fresca y pertenece al refrigerador y las verduras comienzan a verse un poco tristes y, honestamente, no estoy lo suficientemente organizado como para planificar mucho más adelante. de 7 días. La despensa simplemente almacena mis artículos de estantería a largo plazo y productos secos como harinas, alimentos enlatados, semillas, nueces y pasta.


2. ESPIRALIZADOR DE VERDURAS

De manera similar a Instant Pot, un espiralizador de vegetales es uno de los primeros artículos que obtuve para mi cocina. Los fideos en espiral de frutas y verduras (o zoodles) se pueden usar para hacer deliciosas ensaladas crudas, alternativas de pasta y ramen bajas en carbohidratos y paleo, que se usan en salteados, sopas, waffles y panqueques. Incluso puede hacer verduras horneadas en espiral como papas fritas rizadas de camote, aros de cebolla o chips de manzana crujientes. También hace que la preparación de verduras sea bastante rápida y divertida.

Este es el modelo que sigo comprando principalmente porque es el primero que tengo y estoy acostumbrado. Encuéntrelo en Amazon.com.au aquí o en Amazon International aquí.

Las 3 verduras que más hago en espiral son el calabacín, las batatas y el apio nabo. Las zanahorias y las remolachas no se quedan atrás. Puede consultar estas más de 20 ideas de recetas sobre cómo usar su espiralizador de verduras. Sin embargo, mi último favorito es este pavo a la boloñesa al estilo griego con fideos de calabacín.


Manténgase limpio y fresco: 7 formas de organizar su cocina para una alimentación saludable

La mayoría de los propietarios consideran la cocina como el corazón de su hogar. Una cocina bien organizada puede conducir a un ambiente sano y animado. Poner un alimento sencillo y nutritivo en la mesa todos los días es una de las mejores cosas que puede hacer por su salud y su cuenta bancaria.

Sin embargo, si sus utensilios de cocina no son tan accesibles, es fácil dejar de cocinar y pedir comida lista para comer. Su cocina no tiene que ser perfecta para lograr un ambiente saludable, pero debe ser funcional en todos los aspectos. Debe tener el diseño que podría completar el triángulo de trabajo de la cocina.

Puede ser fácil de lograr, pero no dejes que te engañe. La cocina es un área amplia y extensa donde puede cocinar, estudiar, socializar y reunirse con su familia. Así que aquí hay excelentes sugerencias para crear una cocina funcional y viable que estará encantado de usar todos los días.

Limpiar el espacio de trabajo

¿Tiene un espacio de trabajo abarrotado? Tal vez tenga demasiados electrodomésticos y equipos en sus mostradores, como cafetera, tostadora, botes, canastas, batidora de pie, televisión, frascos y licuadora. En primer lugar, debe sacar su televisor de la cocina, ya que no será necesario tenerlo dentro de la estación de trabajo.

De esa manera, será más conveniente colocar la máquina de café sin ocupar demasiado espacio en los mostradores. Si necesita más espacio para las verduras y otros ingredientes, puede agregar un juego de cestas de alambre para almacenamiento adicional. Siempre tenga en cuenta que su encimera debe estar libre de todo lo innecesario para una mejor productividad y funcionalidad.

Organice la comida en su refrigerador

La mayoría de la gente llega a casa del trabajo con hambre, y lo más probable es que tomen el primer bocadillo que vean en la cocina o en el frigorífico. Si ese es el caso, intente organizar la comida dentro de su refrigerador y asegúrese de que todas sus comidas sean las opciones más saludables. Colóquelos en recipientes transparentes en la parte delantera del refrigerador a la altura de los ojos.

Cualquier golosina o sobras de entretenimiento, como dulces y carne, debe estar en un recipiente opaco hacia la parte posterior. Si tiene patatas fritas, intente ponerlas en un armario de almacenamiento. De esta manera, no solo no tendrá una opción saludable de comida, sino también una cocina organizada.

Mantenga las hierbas y las especias a la vista

Las hierbas y las especias son ingredientes esenciales para una cocina saludable. Las hierbas hacen que su comida sea más saludable, sabrosa y sabrosa. Estos ingredientes particulares le ayudarán a reducir las opciones menos saludables como la mantequilla y la sal. Además, tener un jardín de hierbas dentro de la cocina podría mejorar la apariencia general del área.

Algunos propietarios aumentan su productividad cuando tienen una hermosa cocina en la que trabajar. Además, agrega un ambiente cálido y acogedor dentro de la cocina. También puede ser una ventaja significativa, ya que es más fácil acceder a hierbas frescas al cocinar.

Coma fresco, manténgase fresco

El factor principal de tener un estilo de vida y una cocina saludables es abastecerse, amontonarse y comer comidas saludables. Un excelente consejo es mantener frutas y verduras saludables donde es probable que caiga en refrigerios poco saludables.

En lugar de guardar paquetes de dulces, papas fritas, patatas fritas y galletas en la cocina, llene sus tazones con bocadillos saludables como manzanas, peras, naranjas, clementinas, plátanos y verduras que sean deliciosos y saludables. Lo más probable es que los alimentos que son fáciles de ver sean los que se comen primero. Trate de colocar bocadillos saludables en la encimera de la cocina o en el medio de la mesa del comedor.

Ilumina tu cocina

Mejorar la iluminación de su cocina podría ser de gran ayuda en la funcionalidad general y la productividad del área. Agregar luz es esencial, especialmente si solo tiene un accesorio en el techo. Intente agregar accesorios de iluminación sobre el espacio de trabajo de la encimera, ya que pasa mucho tiempo trabajando en la superficie cuando cocina y prepara alimentos.

Además, si tiene el presupuesto, puede agregar pequeños accesorios de iluminación a sus gabinetes superiores e inferiores para tener una mejor vista de los utensilios y otros equipos de cocina.

Muestre platos y tazones más pequeños al alcance de la mano

Si está realizando un seguimiento de su salud y está haciendo dieta, es mejor mostrar platos y cuencos más pequeños para una dieta adecuada. Un estudio sugiere que cuando está a dieta, es mejor comer en platos más pequeños, ya que los platos y tazones más grandes tienden a significar porciones más importantes de las comidas.

Este tipo de técnica es útil no solo en su dieta saludable, sino que también podría agregar más espacio de almacenamiento dentro de la cocina, ya que sus platos y tazones más grandes estarán en un gabinete de almacenamiento y asegúrese de que estén fuera de su alcance.

Si todavía tiene hambre después de comer en un plato más pequeño, puede volver atrás y tener unos segundos. De esta forma, puede controlar la cantidad de alimentos que ingiere.

Mantenga su cocina ordenada

Una de las mejores y excelentes cosas que puede hacer para tener una cocina saludable es mantenerla limpia y ordenada. No quiere trabajar en una cocina desordenada o en una superficie desordenada que está llena de electrodomésticos de cocina innecesarios. Dígale a su familia que guarde los platos después de comer para evitar más desorden dentro de la cocina.

Un excelente recordatorio es que después de comer todos los platos usados ​​deben ir directamente al fregadero y tenerlo listo para lavar. No deje los platos sin lavar, ya que podría acumular bacterias que podrían causarle daño a usted y a su familia. Siempre es mejor trabajar con una cocina limpia y ordenada que en un lugar de trabajo desordenado.

Cuando termine el cambio de imagen saludable de su cocina, el área puede parecer nueva para usted. Pero una cocina de aspecto saludable siempre puede mejorar la funcionalidad general del área. Considere estas siete formas de lograr una cocina organizada y bien coordinada. Recuerde siempre esta cita & # 8220 coma sano, manténgase sano. & # 8221

Biografía del autor
Lisa Jones es una madre a tiempo completo con tres hijos. En su tiempo libre, le gusta leer historias inspiradoras a sus hijos y enseñarles los valores de la vida. En su tiempo libre, le encanta llevar a sus hijos a pasear por el parque.


Consejos para organizar tu cocina

Conozco muy bien las pruebas de mantener una cocina ordenada y organizada, así que a continuación hay algunos consejos que tengo que compartir con ustedes que me han ayudado a mantener un espacio de cocina ordenado:

Vacíe sus gabinetes

La mayoría de las veces, los gabinetes de cocina son algunas de las áreas más desordenadas de una cocina. Todos somos culpables de tirar el desorden de la mesa de trabajo en un gabinete cercano para que la cocina parezca ordenada, pero esto solo conduce a una lista completamente diferente de problemas en sí mismo. Puede ser difícil ubicar las cosas y cuando lo intentas, terminas vaciando todo el gabinete en el piso solo para encontrar el recipiente exacto que necesitas. El primer paso para ordenar su cocina es vaciar sus gabinetes y revisar cada artículo para deshacerse de cualquier cosa que no necesite. Después del proceso de ordenación, vuelva a apilar lo esencial de manera ordenada y ordenada para que la próxima vez que lo necesite, sepa exactamente dónde buscar.

Agrupar artículos similares

Otro consejo importante para mantener su cocina organizada es agrupar elementos similares. Por ejemplo, guarde todos los utensilios de vidrio juntos, la vajilla en el mismo lugar, los cubiertos en un cajón juntos, etc. y guárdelos en lugares separados. De esta manera, puede encontrarlos rápida y fácilmente manteniendo un espacio ordenado.

Use recipientes transparentes y etiquetados para almacenar especias

Las especias son ingredientes esenciales que utilizo en mi cocina todos los días. Mantenerlos en un recipiente transparente hace que sea más fácil para usted ver cuáles necesita mientras los mantiene necesarios y organizados. Por ejemplo, si está preparando un Receta de pierna de cordero marroquí, puede conseguir fácilmente la especia adecuada cuando se colocan en recipientes transparentes y etiquetados.

Utilice sus espacios verticales

Hacer espacio en su cocina puede ser una tarea difícil, pero si realiza un escaneo completo de la habitación, a menudo puede encontrar espacio libre en lugares en los que nunca había pensado. Haga espacio para tazas haciendo ganchos debajo de los gabinetes, cuelgue cestas en ganchos dentro de las puertas de los gabinetes para almacenar artículos diversos o coloque artículos de despensa en cajas apiladas de diferentes alturas para que pueda caber más mientras puede ver todo.


8 formas de organizar su cocina para una alimentación saludable

Comer sano de manera constante puede ser difícil, especialmente si se siente un poco desmotivado o sin inspiración por las opciones cotidianas. Hay otro elemento, que a menudo se pasa por alto, para tener éxito en comer de manera saludable, todo el tiempo. Esto implica la organización de la cocina, la eficiencia del espacio y aprovechar al máximo los alimentos frescos que tiene a mano.

Pero la buena noticia es que es muy fácil tomar el control sin tener que gastar mucho dinero o tener que dedicar mucho tiempo a cocinar. Se trata de preparar y preparar su cocina con cambios simples que son fáciles de seguir y mantener con el tiempo. Así que aquí hay ocho excelentes consejos para organizar su cocina para un estilo de vida más saludable:

1. Desorden

Optimizar su salud no se trata solo de su cuerpo, se trata del entorno en el que vive. Una de las formas más rápidas de crear un espacio más saludable a su alrededor es ordenar y organizar su cocina. El desorden puede ser agotador mentalmente y agrega confusión donde debería haber claridad: si buscas un refrigerio, es probable que te comas lo primero que tengas a mano y, si tu cocina está organizada para una alimentación saludable, puedes hacer asegúrese de que este refrigerio lo mantenga saludable y nutrido, sin importar cuál sea su antojo.

Aquí hay una guía rápida para organizar la cocina para obtener beneficios óptimos para la salud:

  • Limpia los utensilios y electrodomésticos de tu cocina. ¿Tiene un cajón lleno de utensilios que nunca usa o una elegante máquina de café que es más problemática de lo que vale la pena? Ahora es el momento de ser despiadado. Deseche las cosas que no usa y, en caso de duda, continúe tirando.
  • Una vez que esos espacios se vacían de cualquier objeto innecesario, es una buena idea llenarlos con cosas que le recuerden sus objetivos de salud. Esto podría significar que su licuadora reemplaza su máquina de café, o su panificadora toma la posición de su antigua máquina de jaffers.
  • La despensa es la siguiente. Cualquier cosa vencida o muy cercana a la fecha de caducidad puede irse. No pierda el tiempo debatiendo sobre ese paquete de patatas fritas o galletas de chocolate; cualquier producto que no se alinee con sus objetivos de salud puede irse (algunos pequeños bocadillos están bien, por supuesto).
  • Organice los estantes de su despensa de acuerdo con los planes de comidas o los grupos de alimentos. Elabore un sistema que sea fácil para su horario diario y que mantenga esos productos más saludables al frente de la estantería cuando esté empacando su almuerzo o saqueando la despensa para tomar un refrigerio.
  • ¡Por fin, la nevera! Aplica las mismas reglas que aplicaste a la despensa para limpiar tu refrigerador, y el desorden está completo.

SUGERENCIA: Done alimentos adicionales que no desee que aún estén dentro de su fecha de caducidad a organizaciones que ayudan a las personas necesitadas.

2. Muestra comida (saludable)

Esto parece un punto contraproducente. Ponga comida en exhibición, ¿no le animará eso a comer? Bueno, sí, ese es el punto, excepto que en este caso todos los alimentos serán saludables. Esto se aplica al interior del frigorífico y la despensa, así como a la encimera.

Si su mesa de centro se ve un poco vacía, ¿por qué no decorarla con algo de fruta de temporada? Así que la próxima vez que sienta hambre mientras mira la tele, podría ser tan simple como estirar la mano y pelarse un plátano.

También es una buena idea mantener nueces, semillas y frutas y verduras en conserva al frente del espectáculo en su despensa y refrigerador, y usar frascos y recipientes de vidrio para mantener su harina de almendras, arroz integral y caldos de quinua frescos y accesibles.

3. Bebe más agua

Todos conocemos la regla: beber en menos ocho vasos de agua al día ayudan a mantener los niveles de líquidos en el cuerpo, dan energía a los músculos, limpian la piel y limpian los riñones. Pero lograr ese mínimo de ocho vasos no siempre es fácil.

Una de las formas más fáciles y rápidas de aumentar la ingesta de agua es comenzar a crear sus propias aguas aromatizadas. Sí, algunas de estas aguas contendrán azúcares pero, en lugar de provenir de glucosa procesada y otros aditivos desagradables, como se ve en los refrescos, bebidas energéticas y algunas aguas saborizadas embotelladas, el azúcar (¡y el sabor!) Provendrá de frutas naturales, hierbas. y especias.

Empaque su agua con un poco de lima fresca y menta para un refrescante golpe de verano, o agregue un poco de canela y fresas para un poco de calor invernal. Tanto a los niños como a los adultos les encantará sabores, y también puede usar ingredientes que ayudarán a calmar el sistema digestivo y aumentar la inmunidad, como la menta o el limón, mientras aumentan la hidratación al mismo tiempo.

CONSEJO: manténgalo extra fresco con cubitos de hielo congelados con trozos de fruta o un toque de jugo de limón o lima.

4. Compre o cultive sus propios alimentos frescos

Instalar su propio parche vertical de hierbas o frutas y verduras en la cocina puede crear un suministro de sus alimentos favoritos (¡y saludables!) Durante todo el año. Esto no solo puede ahorrarle dinero, sino que es la manera perfecta de mostrar opciones saludables para picar e ingredientes prácticos para cocinar en casa - Eliminando la tentación (o excusa) de pedir comida para llevar o picar algo travieso. Puede usar macetas colgantes si no tiene mucho espacio en la pared para trabajar.

5. Y luego congela parte

Las frutas y verduras no se mantienen frescas para siempre. Una buena manera de prolongar la bondad es usar el congelador; esto también puede ser útil para aquellos con horarios ocupados. Preparar porciones adicionales de comidas saludables y almacenarlas en el congelador puede ser perfecto para una comida rápida a mitad de semana y ayudarlo a mantenerse saludable, incluso en las horas más ocupadas.

Una buena idea para ceñirse a esta estrategia es establecer un "día de preparación" en el que cocinará un lote, diseñado para atarlo durante una semana o quince días. Es mejor concentrarse en preparar alimentos frescos y saludables, en lugar de comidas preenvasadas o traídas. Piense en hacer una salsa para pasta desde cero (sin el azúcar y los conservantes que se encuentran en las opciones compradas en la tienda) y congelar lo suficiente para otras dos comidas. Los platos de quinua también son fáciles de congelar, al igual que las salsas de curry de verduras caseras.

6. Utilice productos respetuosos con el medio ambiente.

Un gran porcentaje de los productos que son malos para nosotros, están envasados ​​en materiales que también son perjudiciales para el medio ambiente. Claro, puede ser costoso reemplazar por completo todo en su cocina con alternativas ecológicas, pero puede comenzar poco a poco utilizando productos de limpieza ecológicos o recipientes de vidrio tupperware reutilizables. Otra forma de mantenerlo saludable y limpio es limitar la cantidad de alimentos envasados ​​que compra y, en su lugar, usar frascos de vidrio para almacenar salsas caseras, adobos y untables.

7. Tenga un plan de comidas en la pared

Si tiene una pared blanda en la cocina que necesita una pequeña renovación, piense en instalar una pizarra negra, una pizarra blanca o incluso un simple póster que registre sus comidas durante la semana. Usted y su familia podrán hacer un seguimiento de sus hábitos alimenticios saludables, planificar las próximas semanas y eliminar la tentación de volver a los hábitos alimenticios negativos.

Puede comprar organizadores de planes de comidas para su hogar o puede hacer uno simple de bricolaje que incorpore la comida que tiene en exhibición en su cocina.

8. Use platos y tazones más pequeños

Trick your brain into thinking it’s eating more by using a range of smaller plates and bowls. Estudios have shown that larger plates make servings appear smaller, whilst smaller plates can deceive people into thinking a serving of the same size is significantly larger.

So change up your eating habits with some new dinnerware! You don’t need to completely replace everything in your cupboards, but it’s good to be mindful that your plate will influence how you eat and subsequently how healthy you are.


This all-purpose bin is a multi-tasking workhorse in the pantry and essential for space management. Bags, boxes and cans—which can quickly become cluttered on open shelves—stay organized and easy to find tucked into these containers. Built-in handles make moving them a breeze and they&aposre perfectly sized to hold The Home Edit&aposs smaller organizer bins for sorting and sleek storage.

It&aposs easier to take advantage of a well-stocked pantry when you have quick and effortless access to everything on hand. Whether you&aposve got limited pantry space or deep shelves, this tiered shelf displays your canned goods, spices and other pantry staples in clear view for easy grabbing and quick inventory. And it&aposs expandable for when you need extra storage.


How to Design Your Kitchen to Encourage Healthy Eating

Check out these wellness-inspired kitchen design ideas depending on your space, interests, and goals.

When it comes to planning a room in your home, you might instinctively consider the moods or habits you&aposd like the space to inspire. Maybe you try to create an office space that promotes productivity and a bathroom that borrows elements from a fave spa. Or perhaps you, like many people, are looking for a kitchen that inspires healthy practices.

The growth of today&aposs wellness movement along with new advancements in appliances have contributed to an increased interest in kitchen design, says Dak Kopec, Ph.D., M.S. Arch., an architectural psychologist and associate professor at the University of Nevada, Las Vegas. As a result, modern kitchen designs have become very important to the overall resale value of a home, he adds.

Resale aside, the design decisions you make can potentially inspire you to stick to healthy habits and promote healthy living, confirms Kopec. "Kitchen design can have an effect on use, choice, and behaviors." For example, if you have plenty of counter space to spread out and the tools to make cooking easier, you might be more likely to follow through with, say, a goal to meal prep more often. What was once an overwhelming task (ugh, all of those ready-to-fill containers fighting spots on the counter in your old shoebox apartment), can suddenly turn into a positive and productive experience. (Have the kitchen design down but need a little inspo? Check out this 30-day meal prep challenge.)

If you&aposre hoping to achieve a kitchen that&aposs suited to your wellness aspirations, here are some kitchen design trends worth checking out.


How to Organize Your Kitchen for Weight Loss

The way you feng shui your kitchen&mdashfrom décor to dishes&mdashcan help or hurt your weight loss journey. Read this before you unload your dishwasher!

If you were to take a guess at all the things in your kitchen that could cause you to gain weight, you&aposd probably point to your stash of candy in the pantry or the half-eaten carton of ice cream in the freezer. But the real culprit could be something way more subtle: New studies are proving that the way you organize your counters, your pantry, and your cabinets can influence your appetite-and, ultimately, your waistline. The good news: You don&apost need to undergo an entire kitchen renovation to slim down. Try these reorganization tips for weight loss success. (Then, read up on 12 Tiny Expert-Backed Changes for Your Diet.)

1. Declutter your countertop. Raise your hand if you&aposre guilty of storing food on your counters (because you&aposre just going to take it back out of the cabinet tomorrow, right?). Here&aposs a reason to put the food back in the pantry: Women who left a box of breakfast cereal on their countertops weighed 20 pounds more than those who didn&apost women who stashed soda on their counters weighed 24 to 26 pounds more, according to a study of more than 200 kitchens in the Journal Health Education and Behavior. "It boils down to the fact that you eat what you see," said lead study author Brian Wansink, director of the Cornell Food and Brand Lab. "Even with something considered healthy like cereal, if you eat a handful every time you walk by, the calories add up." Consider it out of sight, out of mind.

2. Beware of cutesy kitchenware. Looking at cutely designed kitchen tools leads to more indulgent choices, according to a study in the Journal of Consumer Research. Participants who used a doll-shaped ice cream scooper doled out 22 percent more ice cream than those who used a regular scooper. "Playful products subconsciously cause us to let our guard down, so we&aposre more prone to pursue self rewards like indulgent foods," explains study co-author Maura Scott, Ph.D., assistant marketing professor at Florida State University. If home goods are too cute to resist, encourage indulgence in healthier places, Scott suggests. Go for pretty salad tongs or a polka-dot water bottle to draw you into using them more. (We&aposd start with Cool New Cookware to Transform Your Kitchen.)

3. Place healthy foods in places that practically smack you in the face. Sure, there are days you would trek 10 miles to get your hands on a piece of chocolate, but most of the time we&aposre programmed to eat what&aposs most convenient. Women who had to walk six feet to get their hands on a piece of chocolate ate half the amount of chocolates than those with the candy front of them, according to study from Cornell University. The good news: "The same effect is true for healthier foods such as fruits or vegetables-the more convenient it is, the more likely you&aposll eat it," Wansink says. To reorganize for success, place prechopped veggies at eye level in your refrigerator, store healthy snacks as the first thing you see in your pantry, or set out a bowl of fruit on your kitchen table. Then, hide unhealthy stuff (we&aposre looking at you, box of Oreos) on the highest shelves or in the farthest reach of your freezer (think: ice cream behind the bags of frozen peas).

4. Downsize your dinnerware. You already know that eating smaller portions is a smart move for weight loss, but eating off of smaller dishes makes it easier to stick with the right serving size. In fact, people who used 7-inch plates (around the size of a salad plate) ate 22 percent less than those who used a 10-inch dinner plate, according to a study in the Journal of the Federation of American Societies for Experimental Biology. Even nutritionists who used larger bowls served and ate 31 percent more ice cream than those who used smaller bowls. Next time you unload the dishwasher, place smaller sized bowls and plates on your go-to shelf in your cabinet stash supersize ones out of reach. (And scope this Infographic of Serving Sizes for Your Favorite Healthy Foods.)

5. Use champagne glasses instead of tumblers. Here&aposs an idea we can get on board with: Break out the champagne flutes to decrease the amount you consume in liquid calories. Bartenders poured 30 percent more into tumblers than into highball glasses, according to a study from the National Institute of Health. Since this concept can translate to any drink that delivers calories, use flutes or highball glasses for calorie-containing drinks, and stack the tumblers next to your water cooler.

6. Create an ambiance that lowers your appetite. Dimmed lighting and low music shouldn&apost be reserved only for date nights. When lighting and music were softened, diners ate fewer calories and also enjoyed their food more than when they ate with harsh lighting and loud music, according to a study from Cornell University. Recreate the ambiance at home by going for mood lighting and setting Pandora on a soothing station. Color can keep you slim too. Add splashes of red-dishtowels, plates, whatever!-to your kitchen. People ate 50 percent fewer chocolate chips when they were served on a red plate compared to a blue or white one, found a study in the journal Elsevier.


Watch the Video About How to Organize Your Pantry

I actually made this video in March of 2018. Yep, one whole year ago. That’s why things look a lot different in the video compared to the pictures in this post.

Although I organized it a bit different both times, the principles are still the same. I am able to save time, money, and eat better when I can easily find food in my pantry.

Is the finished product Pinterest-worthy? Realmente no. It works for me, though, and I don’t really care if my pantry “looks good” when I open it up.

When you keep your pantry organized, you can truly work so much faster in your kitchen and stick to your healthy eating goals a lot easier. Set aside some time this coming week to get your pantry organized if you haven’t done that lately.



Comentarios:

  1. Montgomery

    Hay algo en esto. Solía ​​pensar de manera diferente, muchas gracias por la información.

  2. Niramar

    En mi opinión, está equivocado. Estoy seguro. soy capaz de demostrarlo. Escríbeme por PM, discútelo.

  3. Bearnard

    Dime a quien puedo preguntar

  4. Tormey

    Lo siento, pero creo que estás equivocado. Puedo probarlo.

  5. Tulkree

    El mensaje sin montaña es interesante para mí :)



Escribe un mensaje